Partido muy disputado pese a lo que muestra el resultado, pues las chicas del cronos llegaron a estar solo 4 puntos por debajo a falta de 4 minutos para finalizar el partido, pero finalmente el esfuerzo realizado paso factura.
La mañana del sábado se presentaba como una buena oportunidad para estrenarse con victoria esta temporada, pero las cosas comenzaron a torcerse desde antes del comienzo del partido. Una de las jugadoras locales se lesionaba durante el inicio calentamiento y tuvo que ser sustituida por la compañera que descansaba esta jornada. Aún así, las chicas del cronos salieron con ganas de victoria, intensas desde el primer minuto permitiendo contrarrestar el poderío físico del rival. Con intercambios de canastas se llego al final del primer cuarto 9-7 a favor.
En el 2º cuarto, las visitantes aumentaron en dureza provocando un ritmo de partido lento. Esto afecto al equipo local, que vio reducida su capacidad de correr y anotar. Se fallaron muchas canastas fáciles, mientras que por el lado visitante no perdonaban anotando con facilidad los tiros a tablero. El parcial se cerro con un 6-11, dando la vuelta al marcador las visitantes y llegando al descanso 15-18.
Tras la reanudación, el equipo salió algo despistado y sin intensidad, lo que permitió a las jugadoras grandes del rival anotar fácil debajo de canasta. Tras un tiempo muerto local, las chicas recuperaron la intensidad pero se continuó fallando canastas muy fáciles y cometiendo errores “tontos” que desesperaron al entrenador. “Eramos capaces de encontrar situaciones favorables, pero el balón no quería entrar y eso en un partido igualado al final se paga”. El 3º periodo finalizó 4-11 para llegar al último cuarto con un 19-29.
En el último cuarto, las chicas no quisieron tirar la toalla y con un gran trabajo defensivo a todo el campo se logró recuperar camino en el marcador, pero no se lograba superar la barrera de los 4-5 puntos de desventaja. Esto provocó que las chicas, poco a poco fuesen bajando los brazos y sumado al cansancio acumulado, la desventaja se disparase en los últimos 4 minutos hasta los 18 puntos. Los cambios desde el banquillo y los tiempos muertos tampoco funcionaron, por lo que el marcador final reflejo un 31-48, un duro castigo para las chicas.
En definitiva, el trabajo en los entrenamientos sigue dando sus frutos y la imagen de las chicas con respecto a otros partidos sigue mejorando, pero se necesita un mayor aporte de todas las componentes del equipo.  Esto se logra queriendo trabajar más duro en los entrenamientos, algo que de momento, estas chicas van cumpliendo satisfactoriamente. Desde el equipo no se duda de que los resultados acabaran llegando.
A %d blogueros les gusta esto: